Irán se desangra: Van 300 muertos y 14 mil arrestos por protestas

Las protestas en Irán empezaron hace más de dos meses tras el asesinato de Mahsa Amini y hasta la fecha ha dejado más de 300 muertos.

noviembre 24, 2022 | 8:59 am
Irán, twitter
Irán, twitter

Organización de Naciones Unidas, ONU, lanzó una alerta por la grave y difícil situación que vive Irán donde los últimos días las protestas han aumentado al mismo tiempo que el número de muertos y heridos luego de la muerte de la muerte de Mahsa Amini.

«Más de 300 personas, entre ellas 40 niños, fueron asesinados por las fuerzas de seguridad desde el inicio de las protestas en Irán»

Jeremy Laurence, portavoz de la Oficina del ACNUDH, exigió a las autoridades a «liberar de inmediato a todos los detenidos en relación con las protestas pacíficas y a retirar los cargos en su contra”

El vocero precisó que desde el pasado jueves fueron asesinadas unas 40 personas y en diferentes las ciudades kurdas del país.

«Turk solicita a las autoridades iraníes que impongan una moratoria a la pena capital por los disturbios»

Te puede interesar: ‘Pedro y el SieteColores’: Premier en Festival de Cine de Bogotá

Pena de muerte a quién proteste:

Ya van seis personas y se creen que en los próximos días esta cifra pueda aumentar.

Según la agencia Tasnim, el pasado domingo el Tribunal Revolucionario de Teherán condenó a muerte a un sexto manifestante.

Además, las Fuerzas de Seguridad de Irán detuvieron a la destacada actriz, Hengameh Ghaziani, por apoyar las protestas, así como por sus vínculos con medios extranjeros y grupos de la oposición.

Más para leer: Ayda Valencia conectó con Colmenares: «Saquen mi cuerpo»

En el Mundial de Catar 2022 la Selección de Irán se negó a cantar su himno nacional en su partido inaugural previo a su juego contra Inglaterra. El hecho se hizo viral en las redes sociales y replicado por los medios más importantes.

Origen de las protestas:

Irán es escenario de protestas y disturbios, cuyo detonante fue la muerte el día 13 de ese mes de una joven de 22 años, Mahsa Amini, tras ser detenida por llevar mal puesto el velo, de uso obligatorio, que le cubría la cabeza.

Según las autoridades, Amini fue trasladada a un centro policial para una charla explicativa, donde sufrió un paro cardíaco mientras estaba bajo custodia y, si bien fue llevada de inmediato a un hospital, falleció a los tres días.

Su muerte dio origen a un movimiento de protesta sin precedentes en los últimos años en Irán.

A su vez, las autoridades organizaron manifestaciones multitudinarias en apoyo al orden constitucional y al Gobierno.

La organización no gubernamental Iran Human Rights, con sede en Oslo, estima que al menos 326 personas murieron por la represión de los manifestantes en Irán en lo que va de año.

Según las autoridades iraníes, los disturbios fueron orquestados desde el extranjero.